Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

 

 

Teniente Merino, el héroe del siglo XX

Por Hans Fiebig


Nuestro país se ha caracterizado por tener grandes héroes en momentos claves de nuestra historia. En los tiempos de nuestra independencia, O'Higgins, Carrera y Rodríguez. Posteriormente, enLa Guerra del Pacífico, es Arturo Prat quién con su sacrificio logró la cohesión del pueblo chileno para luchar en esta guerra. 

Los casos anteriores son todos héroes que surgen en momentos de conflicto, tiempos de guerra. Son los héroes chilenos del Siglo XIX que lograron la independencia y expulsaron al enemigo. 

Pero, en el Siglo XX, en tiempos de paz surgió un inesperado héroe. Aquel que de vocación no era militar, sino que protector, centinela de la patria. Un 6 de noviembre de 1965 ejerciendo soberanía y atendiendo a las denuncias de los habitantes chilenos en Laguna del Desierto, nace la leyenda del teniente Hernán Merino Correa. 

Su vida 

Nació en Antofagasta un 17 de Julio de 1936, sus padres, Carlos Merino Charpentier, quién fuera capitán de Carabineros, y su madre Ana Correa dela Fuente. Hernántenía tres hermanos, Carlos, Ana María y Cecilia. 

Pasó su infancia en Limache, en donde cursó sus estudios primarios y secundarios, siendo un alumno destacado. 

Ingresa, en el año 1956, ala Escuelade Carabineros, al curso de aspirantes, egresando con uno de los primeros lugares en diciembre de 1957. Su primera destinación fue a la  comisaría de Ñuñoa y posteriormente a la comisaría Carrión que dependía de la Prefectura Generalde Santiago. En 1960 ya demuestra su entrega y heroísmo, cuando en un accidente de carretera rescata de las aguas a una madre y a su hijo ya dados por muertos. 

En 1961 es trasladado a la región de Aysén, en donde participa (en junio 1963) en la búsqueda de una aeronave siniestrada en el cerro Pérez ubicado en la desembocadura del estuario Aysén. Siendo uno de los primeros en dar con el siniestrado avión, junto a Enresto Hein, piloto destacado de la región. 

En febrero de 1965 se hace cargo dela Tenencia Cochrane, dependiente de la 3ª Comisaría de Chile Chico. 

Los acontecimientos que lo llevaron a dar la vida por la Patria

 

En 1961 se instalan patrullajes constantes a Laguna del Desierto, desde el retén del Lago O'Higgins, hasta que en octubre 1965 se presenta una denuncia por parte de los hermanos Domingo y Héctor Sepúlveda Cárdenas. 

Tras las constantes denuncias de los habitantes hostigados por personal de gendarmería, llegan a la instalación de una avanzada, el 14 de Octubre 1965, en los terrenos de Juana Sepúlveda Cárdenas. 

Mientras el conflicto buscaba solución vía diplomática, se reunieron, en Mendoza los días 28 al 30 de Octubre de 1965, los presidentes de Chile y Argentina, los que acordaron facilitar los trabajos de la comisión mixta de límites. Mientras eso ocurría en Mendoza, la avanzada de Carabineros se traslada hasta el puesto Arbilla. El 31 de Octubre, el ministro de relaciones exteriores, Gabriel Valdés y el ministro de defensa argentino, Leopoldo Suárez, acordaron una solución al problema. El 5 de noviembre sale, desde el reten de Lago O'Higgins, el sargento 2º Nelson Lara Zumelzu en dirección a Laguna del Desierto con la orden que venía de los superiores: que la avanzada debía replegarse. El mensaje fue entregado, a la avanzada del mayor Torres, el 6 de noviembre, la que de forma inmediata procedió con los preparativos para irse del lugar. 

Pasadas las 16:30 hrs. unos niños dieron el aviso que venían gendarmes argentinos al lugar, a lo que el mayor Torres, desarmado, avanzó hacia ellos con la intención de hablar con quién estuviese a cargo. Fue en esta situación que el Teniente Merino corrió a buscar su fusil para cubrir a su mayor. De igual modo el sargento 2º Manríquez tomó sus armas y procedió a notificar a los gendarmes que salieran de sus escondites en los árboles. 

Mientas el teniente Merino avanzaba hacia el mayor Torres, se escuchó el disparo que hirió de muerte al joven teniente, en ese momento se produce el enfrentamiento que también hiere a los demás carabineros. 

Los carabineros son tomados detenidos, y llevados a Río Gallegos junto con el cuerpo del teniente Merino. Días después, el 8 de noviembre, viaja a Río Gallegos una delegación a repatriar los restos. El 10 de noviembre se realiza la misa fúnebre enla Catedralde Santiago. 

Su legado y la traición de los políticos 

La entrega heroica del teniente Merino a ideales superiores como la defensa de la soberanía, lo transformaron sin duda en el héroe del siglo XX. Hoy en día sus restos descansan en un mausoleo bajo el monumento a los mártires de Carabineros y es recordado como ejemplo de valor. 

No obstante, su sangre derramada ha sido víctima de la traición de los políticos y las más altas autoridades de gobierno. Tras el incidente, Eduardo Frei Montalva da la orden de despoblar Laguna del Desierto mientras no se resolviera, por parte de la comisión mixta de límites. Mientras eso ocurría, nuestros vecinos, al ver que nos retirábamos, procedieron a poblar la zona. 

En 1991, se comienza un arbitraje para definir los límites de Laguna del Desierto. Advirtiéndose, por la ciudadanía y organizaciones de conmemoración histórica, del vicio de este arbitraje al ser materia zanjada ya en 1902. Los políticos hicieron oídos sordos a las advertencias, perdiéndose, en 1994, el territorio en disputa. El gran ideólogo de recurrir a este arbitraje, el ex Presidente Patricio Aylwin, no tardó en justificar y declarar “que importa un pedacito más un pedacito menos”. 

El gobierno de Frei Ruiz-Tagle reconoció el resultado del fallo, perdiéndose con ello la última oportunidad de impugnarlo. 

Pero las acciones y declaraciones de estos brillantes políticos no quedaron sólo hasta ese momento. En 1998 se falla a favor de Argentina en nuestro propio congreso, en el acuerdo de Campos de Hielo Sur, el que, a la fecha no se termina de demarcar la frontera. 

En marzo 2009, el propio ministro de Relaciones Exteriores, Mariano Fernández, declara que el teniente Merino perdió la vida en territorio argentino, despertando inmediatas molestias en carabineros, tanto en retiro como activos, que no tardaron en aclararle al ministro lo desinformado respecto a los hechos. 

Mientras nuestros políticos siguen con sus propios intereses y demuestran su ignorancia, una parte importante de la ciudadanía seguirá homenajeando al teniente Merino, a quien consideran el indiscutible héroe chileno del siglo XX.

 

Publicado el 01-11-2010

Compartir Tweet


Centro Informativo de ALERTA AUSTRAL - Santiago de Chile - http://www.alertaaustral.cl - 2005-2012
L
a reproducción total y parcial del contenido, asi como de las imágenes publicadas, debe ser con autorización de los editores de la revista y con cita de la fuente.

   Creative Commons License