Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

 

 

En memoria de un amante de la filatelia

Por Hans Fiebig


Hace ya un año que partió de este mundo el amante de la filatelia, Sergio Heise Fuenzalida, quién hizo de un hobby su profesión. 

De descendientes alemanes valdivianos, Sergio nació en Santiago, el 2 de Diciembre de 1930, y pasó sus estudios primarios en el Instituto Alonso de Ercilla de los Hermanos Maristas. Posteriormente, cursó sus estudios superiores en la Universidad de Chile, siguiendo la carrera de constructor civil, no por vocación sino que por influencia familiar. 

Ya a los 9 años Sergio ingresó a la Sociedad Filatélica de Chile, lo que lo marcará de por vida. Tras finalizar sus estudios superiores, alcanzó a ejercer pocos años como constructor civil hasta que optara por instalarse con su local de estampillas “El Penique Negro”, en la Galería Metropolitana, en 1949. Un año más tarde, se traslada a la Galería Agustín Edwards, donde perdurara hasta el día de hoy. 

 

Local El Penique Negro en la Galería Agustín Edwards

El Penique Negro, con el tiempo, fue complementando su gama de artículos, agregando, en los años ’60, los trenes eléctricos (destacándose los alemanes Märklin) y, a principios de los ’70,  se suma la numismática. Con esto, el local se transforma en un templo de peregrinación de muchos quienes coleccionan sellos, construyen maquetas ferroviarias o, simplemente, juegan con los trencitos.

También se dedicó a la cría de faisanes y pudúes, comercializando los huevos de faisán para quienes quisieran empollarlos con gallinas. 

Entre sus amistades se encontraba Franz Pfeiffer quién falleciera en 1997. También el escritor y diplomático Miguel Serrano (2009). No era de extrañar encontrar en su local, entremedio de monedas y medallas, una que otra insignia u objetos conmemorativos del 3er Reich, los que eran apetecidos entre los coleccionistas. En algún momento, se pudo encontrar algunos casetes, con discursos traducidos, de la Alemania de los años ’30, y al igual que las insignias, eran degustados por curiosos coleccionistas. 

Sergio contrajo nupcias dos veces en su vida, y lo suceden 4 hijos. Su señora Rosita Lara sigue a cargo del local “El Penique Negro”, y esperamos que lo mantenga en pié por muchos años más.

 

Publicado el 01-05-2010

Compartir Tweet


Centro Informativo de ALERTA AUSTRAL - Santiago de Chile - http://www.alertaaustral.cl - 2005-2012
L
a reproducción total y parcial del contenido, asi como de las imágenes publicadas, debe ser con autorización de los editores de la revista y con cita de la fuente.

   Creative Commons License